Donde el diablo sudó la chaqueta

5390
0
Compartir
Puente de piedra - Conozca Grecia - Costa Rica

En el distrito de Puente de Piedra, Grecia, existe un verdadero puente de piedra sobre el cauce del Río Poro. Este lugar es un sitio de historia popular.

Cuenta la leyenda que a hace muchos años un hombre quería ser muy rico ya que era pobre y vivía en una rancha en un lugar que hoy conocemos como Puente de Piedra en Grecia de Alajuela, él comenzó a llamar al Diablo y a retarlo que no fuera tan pendejo, que se apareciera para demostrarle lo hombre que era él.

Cuando el diablo oyó aquel reto decidió aparecérsele al hombre, cuando lo tuvo frente a frente le dijo el Diablo “¿para qué me llamás?” El hombre tartamudeando le contestó “He oído que al que te llama y te ve vos lo hacés muy rico”. Pero el diablo le contestó “tenés que darme tu alma para que yo te haga rico”, pero aquel hombre no tenía ni un pelo de tonto por lo que le contestó “no será tan fácil si querés mi alma tenés que ganártela; así como yo anhelo ser rico vos deseás mi alma”. Después de un estire y encoje el Diablo bajó su cabeza y le preguntó qué tenía que hacer para ganársela, fue cuando aquel hombre que vivía cerca de un río que no tenía puente le pidió que le construyera un puente pero que tenía que estar construido antes de que cantara un gallo.

“¡Si lo construyes antes mi alma será tuya! Si no, me hacés rico y mi alma continuará siendo mía, y comienza rápido porque se te hace tarde” y el diablo sin más tiempo que perder se puso a construir el Puente, utilizó como material las piedras del río y el hombre muy fresco se sentó a mirarlo como se sudaba la chaqueta.

El diablo que no quería perder la apuesta trabajó fuertemente pero estaba muy contento de que iba a ganar, pero cuando solo le faltaba una piedra para terminar su proeza, se escuchó el canto de un gallo. Inmediatamente el hombre se levantó pegando brincos y gritos de alegría y diciendo “no pudiste compadrito. Ya es hora de cumplir.” Y por una piedra el diablo tuvo que hacer rico a aquel hombre y no pudo ganarse su alma, por lo cual el puente cuenta con un hueco que los lugareños decidieron no taparlo más para poder contar la historia a sus hijos. [1]

En realidad se trata de una formación geológica, de mayor antigüedad que la presencia de indígenas en la zona.

El Río Poro probablemente estuvo represado por un depósito de piedra volcánica, que sufrió un proceso de erosión interna. En la medida en que las rocas fragmentadas quedaron expuestas, iniciaron un proceso de desprendimiento por donde ahora pasa el río lo que le dio la forma de puente.

Hay tres rutas de acceso para llegar: la primera saliendo de Grecia centro, pasando por Rincón de Arias, este trayecto se hace en carretera nacional durante aproximadamente unos 3 Km. y 2,3 Km. por carretera cantonal, todo el recorrido dura 5,8 Km. para llegar al Puente. La segunda ruta es saliendo también de Grecia pasando por Poro a 2 Km., hasta aquí se hace por carretera nacional, luego se pasa por el poblado de Puente de Piedra hasta llegar al puente por camino cantonal, todo el recorrido es de 4,5 Km. También se llega partiendo del centro de Alajuela, por la ruta nacional hasta la Fábrica Nacional de Licores y luego ingresando por la ruta del Rincón de Salas –Poró – Grecia.

La ruta cuenta con un buen sistema de red vial, ya que el puente es de gran importancia para la comunidad debido a que fue declarado patrimonio cultural en 1994.

[1] Cuentos y Leyendas de Costa Rica. Tomo 2 (2000).

Comentarios

comentarios

No hay comentarios

Dejar una respuesta